jueves, 15 de agosto de 2013

Guido Contrafatti por Josefina Zuain




Algo que callar

Cuenta la leyenda que una boca fue diente y una mujer alojó dentro de ella todos sus deseos frustrados y sus amantes perdidos.

Cuentan quienes la vieron que podía pasarse horas contemplando un horizonte desdibujado a causa del moho y que la obsesionaba contar las manchas de la espalda de cada uno de sus enamorados.

Confirman quienes nunca han conocido una mujer igual, que vestía siempre capas transparentes de telas finas que al viento se movían y exageraban los movimientos de su cuero y su gestualidad de niña. Gustaba de apoyarse en diferentes espacios de la ciudad, sobre fondos ocres, grafittis entrelazados, paredes recién pintadas o vidrieras colmadas de zapatos, gustaba de jugar a la figura fondo.

Ella, sólo ella, era una figura.

Cuentan que sus terapias abarcaban todas las aristas de su personalidad, pero como una concha guarda una perla intacta, ella no quería remover demasiado su inconciente.
Precabida, percibida y permutada, ella era pintura de todas las caras y la cara de todas las pinturas.

Era felicidad, era angustia, era un viejo verde que abusaba de pendejas en el baño de algún bar, era una niña derramada, un derrame de semen y una concha de luz. Ella era y es figura de cualquier fondo y cara de todos los hombres de esta humanidad. Ella, sin titulo, ni rostro, supo y sabe ser una meditación, una pacha, un gordo, un monstruo o una mujer carioca con algunos dientes a punto de caer.

Ella es cabeza, cara y boca. Aloja los vicios y virtudes de todos los hombres, los saborea en colores y los provoca en imágenes. Ella, como toda mujer de una gran vida, es un rostro que puede ser cualquier rostro y que siempre, pero siempre, tiene algo que callar.



Josefina Zuain invierno 2013.

No hay comentarios.:


"Sol ultimo y lejano. Maravilla poniente"De Juan l. Ortiz, "Antologia poética":

Mientras que en el renacimiento, existía la necesidad de crear utopías, los de nuestra época debemos crear fábulas

Francis Alys.

…Por lo mismo, me gusta ser perfectamente clara cuando hablo. Me gusta ser una casa de vidrio. Mi obra no tiene máscaras y por eso, como artista, lo único que puedo compartir con los demás, es esta transparencia.
Louise Bourgeois


Julieta Ortiz hasta el 31/1 en Le Bar

fede lanzi en crimson

forrito producciones

forrito producciones
el sotano de malena

yo soy de barro y loca.

soy barroca.

adelia prado


lula mari en crimson. ago I sep

Las manifestaciones del cuerpo son una epifanía móvil de lo sagrado.
Marosa de Giorgio
Y ahora la profundidad del cielo me consterna; me exaspera su limpidez.
Baudelaire

belleza y felicidad en brasil

forrito privado producciones

forrito privado producciones
en crimson, galeria de arte-
Se produjo un error en este gadget.